20 de febrero: “Jesús le preguntó: ¿Ves algo?” (Mc 8,22-26)

Señor Jesús, hoy siento que esta pregunta me la diriges a mí. Que sabes que no siempre que dirijo mi mirada hacia algo, acierto a verlo en profundidad. Soy consciente de mis cegueras y de mi modo superficial de mirar. Por eso en esta mañana te digo:

  • Haz que vea
  • Que vea todo cuanto me rodea
  • Que cuanto me rodea suscite en mí interés
  • Que mi interés no sea sólo algo superficial
  • Que lo superficial me lleve a mirar dentro
  • Que lo de dentro me ocupe y me enseñe a mirar de otro modo
  • Que mirar de otro modo me lleve a ti
  • Que en ti descubra el valor de la mirada
  • Que mi mirada sea un signo evidente de que te sigo
  • Que te siga poniendo los ojos en aquellos a los que nadie mira
  • Que aquellos a los que nadie mira me devuelvan la vista
  • Que la vista que yo tenga sea la tuya…

Señor Jesús, ver, veo algo. Pero te necesito para ver más, para ver mejor. Quédate hoy a mi lado. Sana mi ceguera. Da calidad a mi visión. Que tu mirada me sane, que mi mirada me permita ver como tú.

Así te lo pido. Así sea

Oscar Alonso Peno

Responsable Área Pastoral FEC

oscar.alonso©oracionesdiarias