17 de octubre 2016: “Guardaos de toda clase de codicia. Vuestra vida no depende de vuestros bienes” (Lc 12,13-21)

Hoy, Señor Jesús,
me comprometo a no herir a nadie.
Me comprometo a escuchar sin condiciones ni reloj.
Me comprometo a tener lo justo, a necesitar lo justo, a poseer lo justo.
Me comprometo a no exigir.
Me comprometo a no protestar.
Me comprometo a no andar con prisas.

Hoy, Señor Jesús,
me comprometo a dejarme hacer por ti.
Me comprometo a ser discípulo, alumno, aprendiz.
Me comprometo a ser maestro, mentor, acompañante.
Me comprometo a vivirlo todo con asombro.
Me comprometo a sentir a los otros.
Me comprometo a servir.

Hoy, Señor Jesús,
me comprometo a guardarme de toda clase de codicia.
A saberme habitado por ti.
A sentirme completo sin las cosas.
A encontrarme feliz con lo que soy.
A tenerte cerca sabedor que tú vales más que todo el oro,
tú que eres el aire que respiro,
mi razón, lo primero,
lo mejor que me ha pasado, mi Señor.
Así sea

oscar.alonso©oracionesdiarias