21 de septiembre 2016: “«Sígueme»” (Mt 9,9-13)

Señor Jesús,
hoy tu palabra
es clara, concisa, austera, fuerte…
y requiere de mí una respuesta.
O, al menos, un momento de silencio,
de discernimiento,
de parar para entender qué significa
esa invitación tan personal y tan comprometida.

Señor Jesús,
de repente me doy cuenta
de que quiero seguirte
pero ¡tengo tantas cosas pendientes!
¡Tantas ataduras!
Te quiero seguir pero,
¿puede ser poco a poco?
Así de repente me da pánico
y las excusas me salen a borbotones.

Señor Jesús,
con mis miserias y mis miedos te digo,
una vez más, que quiero seguirte.
Ayúdame a hacerlo,
a desprenderme de lo que me ata y me acomoda,
de lo que me impide romper con mucho
para ir tras de ti.
Te pido esa fe y esa fuerza.
Así sea

oscar.alonso©oracionesdiarias