6 de junio de 2017: “Se quedaron admirados” (Mc 2,13-17)

 

Señor Jesús, Maestro,
la gente que caminaba contigo,
aquellos que se acercaban a ti pues andaban buscando
y también aquellos que buscaban cómo pillarte en un renuncio…
se quedaban admirados por cómo hablabas,
por cómo interpretabas la ley,
por cómo ponías cada cosa en su lugar.

Señor Jesús, Maestro,
nos encantaría vivir en la verdad,
nos gustaría saber distinguir siempre
lo que es de Dios y lo que es del César,
ser capaces de ser tus discípulos sin miedos,
sin pensar en qué dirán los demás,
sin sentir que nos perdemos algo
por renunciar a todo por ti.

Señor Jesús, Maestro,
haz que en este día nos dejemos sorprender por ti.
Haz que estemos dispuestos y disponibles
para lo que tú nos pidas.
Haz que quedemos admirados por los pequeños guiños
que a lo largo del día nos lanzarás.
Así te lo pedimos.
Así sea

oscar.alonso © oracionesdiarias