7 de junio – “Vosotros sois la sal de la tierra. Vosotros sois la luz del mundo” (Mt 5,13-16)

Padre bueno,
un día más sales a nuestro encuentro
y en tu Palabra nos dejas un regalo
para cada uno de nosotros.
Sólo tú sabes cómo estamos
y qué palabra nos hace falta en cada momento.
Gracias, antes de nada, 7
por estar ahí y por hablarme al corazón.

Padre bueno,
hoy nos dices a cada uno de nosotros
que somos la sal de la tierra.
¿De verdad crees que somos sal de la tierra?
¿De verdad crees que estoy dando sabor
a aquello que llevo entre manos?
¿De verdad estoy dando sabor
a todo aquello en lo que estoy presente?

Padre bueno,
hoy nos dices que somos la luz del mundo.
¿De verdad crees que estamos dando luz
e iluminando a aquellas personas
y situaciones que viven en tinieblas?
¿De verdad crees que yo puedo ser luz
para tanta situación de injusticia,
para tanta desunión, para tanta indiferencia?

Padre bueno,
hazme sal y luz.
Hazme sabor y resplandor
para el mundo en el que vivo.
Haznos disponibles para compartir
lo que somos, sabemos y tenemos,
y haz que jamás olvidemos
que somos reflejo
de tu sal y de tu luz.
Así sea

oscar.alonso©oracionesdiarias