21 de junio: “Si perdonáis a los demás sus culpas…” (Mt 6,7-15)

Señor Jesús… los demás.
Ahí está el secreto de todo,
la razón de todo lo que nos ocupa, nos preocupa,
nos hace plenamente felices o nos amarga la existencia.
Los demás… aquellos por los que
hasta ponemos la vida en peligro por salvar la suya,
hasta somos capaces de privarnos de lo más esencial
para que ellos salgan adelante… los demás.

Hoy tu palabra nos recuerda la oración del Padrenuestro,
seguramente la oración más completa
y más bonita que jamás hemos conocido.
Y en esa oración se habla del perdón, de perdonar y ser perdonados,
y después de la misma vuelves a insistirnos
“si perdonáis a los demás sus culpas,
también vuestro Padre del cielo os perdonará a vosotros”.
Parece ser que lo de perdonar resulta ser más que importante para ti.

Señor Jesús, tú nos conoces.
Sabes de nuestros talentos
pero también de nuestras debilidades y pobrezas.
A veces se nos endurece tanto el corazón
que no somos capaces ni de perdonar
ni de admitir que alguien nos conceda su perdón.
Por eso hoy te pedimos por las personas con las que tenemos algo sin resolver,
por aquellos con los que nos cuesta más
comunicarnos, acercarnos, pedir perdón y perdonar.

Te pedimos por nosotros:
haznos hombres y mujeres experimentados en el perdón,
en solicitarlo y en darlo.
Haznos más como tú, en todo.
Así te lo pedimos. Así sea

Oscar Alonso Peno
Responsable Área Pastoral FEC

oscar.alonso©oracionesdiarias